miércoles, febrero 28, 2024
Tropfen
Agro Expertos Bunge
Biofilm

Top 5 de la semana

Otras noticias

Fortaleciendo la Bioseguridad en la Producción Porcina: Recomendaciones Claves del Senasa

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) resalta la crucial importancia de la notificación temprana para preservar la sanidad en la producción porcina.

Con el objetivo de salvaguardar el estatus zoosanitario en Argentina y promover la salud en el sector porcino, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) hace hincapié en la necesidad de fortalecer las medidas de bioseguridad en granjas porcinas. En la actualidad, el país se encuentra libre de enfermedades de alto impacto como la Peste Porcina Clásica (PPC), la Peste Porcina Africana (PPA) y el Síndrome Respiratorio Reproductivo Porcino (PPRS), todas de notificación obligatoria para la Organización Mundial de Sanidad Animal (OMSA).

Tanto las enfermedades ya presentes en Argentina, como la brucelosis porcina y la enfermedad de Aujeszky (EA), como aquellas ausentes, están bajo programas de prevención y control. Estos programas, supervisados por veterinarios acreditados, laboratorios de red y el Senasa como ente fiscalizador, incluyen la certificación de establecimientos.

Sin embargo, las enfermedades, ya sean presentes o ausentes, comparten signos comunes que incluyen alta mortalidad en cerdos, signos clínicos respiratorios y disminución en la producción, lo que conlleva a considerables pérdidas económicas y productivas.

El Senasa reitera la importancia de aplicar normas de bioseguridad independientemente del tamaño o nivel tecnológico de la granja. Las enfermedades porcinas pueden ingresar de diversas maneras, ya sea a través de animales de reposición o de manera indirecta mediante vehículos, personas, equipos, agua, alimentos o contacto con animales ajenos.

Para reducir el riesgo de introducción de enfermedades, el Senasa recomienda:

  1. Ingresar cerdos provenientes de establecimientos con igual o superior nivel sanitario, respetando cuarentenas y aislamientos.
  2. Evitar el intercambio de animales o genética porcina de origen desconocido.
  3. No ingresar al país animales, genética ni productos porcinos sin autorización del Senasa.
  4. Limitar el ingreso y contacto de personas ajenas a la granja.
  5. Mantener registros actualizados de visitas y vehículos.
  6. Cerrar cercos perimetrales y accesos para evitar contacto con otros cerdos, animales domésticos o silvestres.
  7. Capacitar y concientizar a los trabajadores sobre riesgos sanitarios.
  8. Limpiar y desinfectar camiones y áreas de carga y descarga.
  9. Evitar el intercambio de equipos y maquinaria con otros establecimientos.
  10. Verificar la calidad y seguridad del alimento y agua para los animales.
  11. Implementar un plan de control de plagas e insectos, incluyendo mosquiteros y mallas antipájaros.
  12. Contar con sistemas adecuados para la eliminación y tratamiento de estiércol y cadáveres, alejados de los galpones.

El Senasa colabora estrechamente con las entidades que representan la cadena productiva porcina, trabajando de manera conjunta para fortalecer la bioseguridad y destacar la notificación temprana como herramienta clave para la defensa del patrimonio sanitario porcino. Ante eventos sanitarios inusuales, se insta a notificar al Senasa de inmediato a través de diversos canales oficiales, garantizando así una respuesta eficaz y oportuna. Para obtener más información, se puede acceder al siguiente enlace: https://www.argentina.gob.ar/senasa/sindromes-que-afectan-los-suidos-cerdos-domesticos-jabalies .

Noticias de Campohttps://www.noticiasdecampo.com/
Todas las Noticias de Campo en un sólo lugar.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Noticias más leídas