miércoles, mayo 29, 2024
Buck Semillas
spot_img

Top 5 de la semana

Otras noticias

Claves de manejo a tener en cuenta para la próxima campaña gruesa

Ing. Agr. Paolo De Luca – Especialista en cultivos de granos (FAUBA) – Mat. Prof. N°: 00475

D&P Agro Consultora

Las últimas campañas de cultivos de granos nos vienen planteando desafíos muy importantes en cuanto a las decisiones de manejo de los cultivos.

Estas decisiones comienzan con una buena planificación de estos para poder sostener niveles de productividad que nos permitan que estos cultivos como maíz y soja sean sustentables tanto desde aspecto productivo como económico. En este sentido, es que necesitamos basarnos en datos previos y confiables de nuestra zona de influencia técnica para poder realizar un correcto diagnóstico y luego una recomendación que se ajuste lo mejor posible al escenario que los cultivos van a explorar. Para ello es que realizamos nuestra propia red de ensayos PROTEA (PROgrama de evaluación de TEcnologías por Ambientes) hace 10 campañas en la cual generamos información en conjunto con productores emulando sus sistemas de producción.

En la figura 1 y 2 podemos observar los resultados en rendimiento de las últimas 6 campañas tanto para soja como para maíz (en fechas tempranas – fin Sep/pcio Oct – como en fechas tardías – fin Nov-Pcio Dic) y analizar que existe una importante variabilidad en los resultados para ambos cultivos, pero sobre todo para el cultivo de maíz. Para poder explicar dichas variaciones es que relacionamos los rindes con otras variables asociadas con la dinámica del agua (principal ¨insumo¨ para la producción de granos). Estas variables son: por un lado, la fase ENSO (patrón climático que consiste en la oscilación de los parámetros meteorológicos del Pacífico ecuatorial) que impacta en las precipitaciones que exploraron los cultivos esa campaña (Niños precipitaciones por encima de lo normal; Niñas por debajo y Neutros precipitaciones normales para la zona). Por otro lado, la Recarga de agua útil de los suelos disponible para los cultivos de verano hasta los 2 mts profundidad previo a la siembra de éstos (Alta mayor 75% agua útil; Moderada entre 50-75% y Baja menor al 50% agua útil). De esta forma, podemos cruzar los resultados de rinde con dos variables importantes para la planificación de la nueva campaña. Si bien es muy difícil en la agricultura que dos campañas sean iguales, esta información nos baja un poco la incertidumbre a través de dos parámetros que se complementan ya que el agua útil podemos cuantificarla como dato concreto en el lote (y esto a nuestro criterio le da mayor importancia relativa en la decisión) con otro parámetro como la fase ENSO que tenemos que basarnos en un pronóstico con unos meses de anticipación y ,con la variabilidad que estos pronósticos presentan, pero que ha demostrado que impactan tambien en los resultados productivos que hemos obtenidos en campañas anteriores.

En estos análisis (Figura 3) es que nos basamos para planificar la próxima campaña gruesa para poder diseñar nuestras estrategias de manejo ya que podemos establecer rindes objetivos para cada ambiente y cultivo.

Para la campaña 24/25 nuestro actual escenario es un pronóstico con fase ENSO Niña (precipitaciones por debajo de lo normal). En cuanto a recarga de agua útil de los suelos aún es temprano para definir esta variable, pero las abundantes lluvias reciente otoñales nos indicarían un escenario con recargas entre Moderadas a Altas. Estos parámetros los iremos monitoreando con el transcurso de los meses por delante, pero basándonos en nuestra información previa sabemos que podrían ser escenarios similares a las campañas 17-18 (Niña – Alta Recarga perfil) o 20-21 (Niña – Moderada Recarga perfil). De todas formas, es necesario aclarar que existen otras variables no relacionadas con la dinámica el agua que pueden influir en gran medida en futuras decisiones de manejo. Podemos citar como ejemplo el problemática de Dalbulus Maidis en el cultivo de maíz la chicharrita transmisora del complejo de achaparramiento que ha causado grandes pérdidas en otras zonas productivas mas al norte de la nuestra pero que ha logrado llegar a la nuestra y genera incertidumbre su presencia para la próxima campaña sobre todos en los maíces de fechas tardías. Estas otras variables es necesario tenerlas en cuenta para complementar la información presentada en este artículo y lograr, como mencionamos al inicio, una correcta planificación de los cultivos para mantener la productividad y por ende, la sustentabilidad de los mismos.

Figura 1: Resultados Red Protea Soja desde la campaña 17-18 en ambientes de alta productividad (verde) y mediana productividad (naranja). No se presenta la campaña 23-24 ya que estamos en proceso de cosecha de esta. Al momento estamos con un rinde promedio de 3800 kg/ha.

Campañas Protea Soja
Campañas Protea Soja

Figura 2: Resultados Red Protea Maíz desde la campaña 17-18 en Fechas de siembra temprana (azul) y tardías (rojas). No se presenta la campaña 23-24 ya que estamos en proceso de cosecha de esta. Al momento estamos con un rinde promedio de 10400 kg/ha de Maíz Temprano.

Prote Maíz : Últimas 6 campañas

Figura 3: Resultados Red Protea Maíz y Soja desde la campaña 17-18 en Fechas de siembra temprana (azul) y tardías (rojas). No se presenta la campaña 23-24 ya que estamos en proceso de cosecha de esta. Al momento estamos con un rinde promedio de 10400 kg/ha de Maíz Temprano y 3800 kg/ha en Soja.

Protea Maíz y Soja : Últimas campañas

Ing. Agr. Paolo De Luca – Especialista en cultivos de granos (FAUBA) – Mat. Prof. N°: 00475

D&P Agro Consultora

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Noticias más leídas